El Consejo de Solidaridad y Cooperación Internacional de Langreo celebrará el Día de las Luchas Campesinas

Las ONG leerán un comunicado ante el Ayuntamiento a las 12.00 horas

El sábado, 17 de abril, se celebra en todo el mundo el Día de las Luchas Campesinas, embrión del concepto de soberanía alimentaria. Con ese motivo, el Consejo Local de Solidaridad y Cooperación Internacional de Langreo ha convocado una concentración delante del Ayuntamiento para este viernes, a las 12.00 horas. En ella se dará lectura al siguiente comunicado:

El 17 de abril es el Día de las Luchas Campesinas, muchas de las cuales dieron lugar a la formulación de la soberanía alimentaria, concepto y práctica que contribuye a la alimentación saludable y a la capacidad de los pueblos para decidir y determinar su comida sana.

Mañana, 16 de abril, es también el día de lucha contra la esclavitud infantil. Se recuerda el asesinato del niño Iqbal Masih, de 12 años, en Pakistán, y su aporte en el Frente de Liberación del Trabajo Forzado. Según la ONU, 152 millones de niños siguen afectados por el trabajo infantil y previsiblemente el pacto entre la Unión Europea y Mercosur aumentará dicha cifra.

El sábado, 17 de abril, se cumplen 25 años de la masacre de Eldorado dos Carajás, donde 21 campesinos sin tierra fueron asesinados por la policía militar de Brasil. La Vía Campesina, que en ese momento celebraba su II Conferencia Internacional en Tlaxcala, México, declaró el 17 de abril como el Día Internacional de las Luchas Campesinas.

En 2021, la represión de las luchas campesinas y ciudadanas ha aumentado de forma alarmante. En muchos países del mundo, la lista de líderes de movimientos sociales amenazados, asesinados o encarcelados crece inexorablemente.

Sin embargo, la actual pandemia de la covid19 ha demostrado la importancia y la capacidad de resiliencia de los sistemas alimentarios locales, que han evitado que muchas personas pasen hambre.

La adopción de la Declaración de los Derechos Campesinos por parte de la ONU en 2018 y el reconocimiento de la agroecología por la FAO en 2015 son testimonio de un mayor reconocimiento y aceptación del derecho a la soberanía alimentaria de los pueblos del mundo.

Asturias es un ejemplo del proceso de destrucción al que se ve sometido nuestro campo, como consecuencia de unas políticas dictadas en despachos y ajenas a la realidad de la producción agraria.

Para transformar el modelo económico asfixiante que se sostiene sobre la espalda de mujeres invisibilizadas, hay que poner los cuidados en el centro, asumiendo todas las personas la prioridad de los trabajos coaligados a la conservación de la vida.

Para avanzar hacia la soberanía alimentaria se hace fundamental el apoyo decidido a la producción agroecológica local. En Asturias hace años que va fijándose una red de pequeños productores y productoras que, pese a las dificultades crecientes, luchan por mantener unas formas de economía y de vida que les permitan seguir viviendo de cultivar y cuidar el terruño.

Por la parte de los consumidores es necesario tomar conciencia de lo que cuesta este tipo de producción, y mercar productos de temporada por venta directa, en mercados locales, organizándose en grupos de consumo.

Por dos veces planificamos el año pasado un mercáu de este tipo en La Felguera y fue anulado por las circunstancias de pandemia.Aspiramos a propiciarlo este año.

En memoria de los campesinos sin tierras asesinados el 17 de abril de 1996, y en solidaridad con todos los pueblos que hoy sufren represión violenta por sus luchas, llamamos a encender las velas de la esperanza y por justicia.

A ti que cultivas campo
A ti que cultivas sueños
A ti que con tus manitas
Recoges el alimento
Pa ti es que elevo este canto
Para que sientas aliento
Que sepas que no estás sola
Hay muchas luchando al tiempo

Acompañamos a la Vía Campesina, que sigue impulsando una estrategia de transformación radical hacia un sistema alimentario justo para todos y todas, que reconozca las necesidades de los pueblos, otorgue dignidad y respete a la naturaleza, y ponga a las personas por encima de los beneficios.

Internacionalicemos la lucha, internacionalicemos la esperanza. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *