En Septiembre: Vuelta al Cole

Comentarios desactivados en En Septiembre: Vuelta al Cole

Mes de inicios y sacrificios

Septiembre llega con la Vuelta al Cole, temida en estos tiempos de crisis por el gran desembolso que supone el retorno a las aulas para muchas familias

Septiembre es el fin del verano pero también es el principio de muchas cosas. Septiembre es, a veces, un sinónimo de fin de año, de inicio de etapas nuevas. Las escuelas y los institutos, también la universidad, saben que este mes, lejos de ser ocaso es amanecer. Y el rumor de mandilones, estuches, carpetas, mochilas, uniformes, libros, zapatos nuevos por las aulas, que se empieza a escuchar en septiembre después de meses de silencio, es el ruido de muchas historias que están a punto de empezar.

Y todo comienzo significa sacrificio. En los tiempos que corren, de dificultades económicas y mucho paro, uno de los sacrificios más importantes que tienen que hacer las familias es el monetario. Los precios del material escolar no han descendido y las necesidades siguen siendo las mismas aunque las familias estén más achuchadas.

Según ha informado la Confederación Española de Organizaciones de Amas de Casa, Consumidores y Usuarios (CEACCU): Este año el gasto medio de las familias en material escolar para llevar a un hijo al colegio oscilará entre los 600 y 700 euros por niño, en función de si usa uniforme (más caro)

La partida más alta, según el estudio que ha publicado la organización, serán la ropa y el calzado, que costará una media de 300 euros, seguidos de los libros de texto, cuyo coste oscila en torno a los 220 euros, y el material escolar de papelería, en el que el gasto será cercano a los 100 euros.

Y para colaborar a que el golpe económico aún existen becas y ayudas para ciertas partidas educativas. Aunque el recorte asestado a este concepto se ha visto seriamente mermado. También es cierto que a lo largo del verano se han ido poniendo en marcha iniciativas solidarias que permiten el intercambio de libros de texto. En Langreo el colectivo sociacultura Les Filanderes puso en marcha el primer programa de este estilo. Alrededor de 70 familias colaboraron en el proyecto y algunas más se beneficiaron.

Con el inicio de curso en Asturias fue noticia la adjudicación de las 2.165 plazas de docentes interinos (800 de ellas, a media jornada) anunciadas por la Consejería de Educación del Principado. Los profesionales de la enseñanza que ya han sido designados de plaza tendrán que estar en los centros educativos a partir del próximo lunes para que el día 12 arranque el curso escolar 2013-2014 con normalidad en Infantil y en Primaria, mientras que el día 16 será el turno de los estudiantes de Formación Profesional y Secundaria. La medida fue criticada por algunos sindicatos que detectaron un aumento de medias jornadas “significativo”.

Las escuelas infantiles viven su particular travesía en paralelo a los estudios de Primaria y Secundaria. Según os datos que maneja el Gobierno del Principado de Asturias en la matrícula de alumnos de 0-3 años ha habido un descenso del 1,24% respecto al año anterior, desde los 3.231 alumnos de inicios del curso 2012-13 a los 3.191 matriculados en julio de 2013.

La consejera de Educación, Ana González señaló en respuesta a una pregunta parlamentaria de IU que la disminución más relevante se observa en el tramo de edad de 0 años, con una caída interanual del 10,78% y en las intensidades del servicio requerido por las familias del requerimiento de hora adicionales de atención sobre el horario ordinario (-18,33%). También se observa una disminución del 12,36% del recurso al servicio de comedor y, por el contrario, un incremento del 15,24% en la demanda de asistencia a media jornada. González apunta que se han mantenido reuniones con los ayuntamientos y que en todos los casos «se cumplen al alza las plantillas de personal técnico establecidas en los convenios de colaboración suscritos».  En cuanto a la negociación con los representantes sindicales para la contratación, Ana González aclaró que es a los ayuntamientos a los que les corresponde la negociación sindical, porque la Consejería se limita a establecer el número de técnicos que corresponden en cada curso en función de la matrícula de alumnado remitida por los consistorios.  Según los datos de la respuesta, de fecha 20 de agosto, 26 trabajadores estarían afectados respecto al año anterior, perdiendo su trabajo a tiempo completo, y otras 18 cambiarían su jornada a tiempo parcial.

Comentarios inactivos en esta noticia