“El trabajo en la zona rural sigue siendo una de las partes más importantes de nuestra política que se traduce en un presupuesto de 220.000 euros”

Comentarios desactivados en “El trabajo en la zona rural sigue siendo una de las partes más importantes de nuestra política que se traduce en un presupuesto de 220.000 euros”

Julio García, alcalde de Laviana, cumplió durante este mes los cien días al frente del consistorio lavianés tras renunciar a su cargo el anterior regidor Adrián Barbón, que fue elegido por la Federación Socialista para ser su secretario general. Hasta ahora, García llevaba seis años formando parte del equipo de gobierno y ejerciendo sus funciones como teniente alcalde del municipio por lo que es buen conocedor de los entresijos del ayuntamiento.

 

alcalde de laviana 23/1/2018 foto: Juan Carlos Román

 

-Durante la investidura, valoró la labor de Adrián Barbón pero ya señaló que hará una política diferente. ¿Cómo será?

-Sí, va a ser una política a pie de calle. Como dije en el pleno de investidura yo no soy Barbón y tengo una manera de ejercer la política diferente aunque obviamente llevamos el mismo programa. Barbón ha hecho una gran labor en el concejo, que yo compartí durante seis años como teniente alcalde. Y, además, ha llevado el nombre de Laviana a instituciones como ACOM, la Mancomunidad e incluso ha sido diputado. Su trabajo en el consistorio ha sido también muy bueno.

Yo no me planteo estar en ninguno de esos sitios, pero si que me gusta mucho el contacto con la gente. Ya lo creía antes, y lo sigo creyendo ahora. Siempre me ha parecido fundamental recibir a los vecinos, incluso abro el consistorio algunos días por la tarde para reunirme con ellos, porque así todos estamos más tranquilos y sin interrupciones. Luego, me gusta visitar el lugar y si bien no tengo una solución mágica para todos los problemas, intento buscarla y sobre todo hacer que se sientan partícipes.

-¿Dónde ve los mayores problemas del municipio?

-Hay tres grandes retos. El primero es la modernización de la administración, dando un salto de calidad que acerque al ciudadano a los trámites administrativos y al propio funcionamiento del ayuntamiento. Luego hay que seguir dando continuidad al tema de los pueblos para que esta gente se sienta integrada en el municipio, aún sabiendo que es muy difícil satisfacer todas las demandas de los 140 pueblos que componen.

El tercer reto es conseguir que Laviana vuelva a ser un centro de servicios como antaño. Para ello colaboramos con la asociación de Comerciantes y Autónomos y vamos haciendo distintos proyectos como la mejora del recinto ferial que ahora permite compartir la labor municipal con otras actividades.

-¿Quedan grandes inversiones por hacer en los pueblos después de mejorar los accesos, pavimentar y actuar sobre el saneamiento?

-Alguna queda, pero así la más fuerte será la de Los Fornos, que incluye el saneamiento y que está valorada en unos 50.000 euros. Los accesos rodados y la pavimentación más o menos está cubierto y si que deberíamos de hacer algo en materia de iluminación. Desde luego todo es mejorable.

-En estos meses han estado trabajando con temas fuertes como los presupuestos municipales o las ordenanzas fiscales. Hábleme un poco de ello.

-Sí. Desde la investidura hasta ahora no hemos parado ni un minuto. Enseguida nos pusimos con las ordenanzas fiscales, los presupuestos y la oferta pública de empleo. Al final, el programa se tiene que ver reflejado también en todo esto. Así, hemos dado una bonificación del 10 % a viviendas y construcciones que están en zonas rurales; un 50 % a familias numerosas y a mujeres maltratadas y un 4 % de bonificación general, bajando los impuestos, gracias al equilibrio de estos últimos años.

También contamos en los presupuestos con una partida de 95.000 euros para temas sociales que se destina, fundamentalmente, en ayuda a domicilio. Los pueblos se llevan 220.000 euros del presupuesto, se incrementa en 25.000 euros la dotación para cultura; 45.000 euros de inversión en actividades deportivas, y 46.000 en el tema de emprendedores, comercio y hostelería. Y para terminar 50.000 euros destinados a los festejos del concejo. Creo que es un presupuesto equilibrado y que da respuesta a las necesidades de Laviana.

-Como en todos los ayuntamientos de la comarca del Nalón el alto porcentaje de desempleo supone un problema. Aunque me diga que es la pregunta del millón, ¿qué se puede hacer?

-En un ayuntamiento poco podemos hacer, pero siempre hay que intentar sumar. En breve aprobaremos la oferta pública de empleo que contará con ocho plazas de consolidación y cuatro de nueva creación. Además, hay dos bolsas de empleo para operarios y auxiliares administrativos y vamos a crear una bolsa de oficial de albañilería.

También apostamos por la formación y para ello colaboramos con Fucomi. El año pasado hicimos un curso de creación de páginas web y de servicios de internet y de los ocho alumnos, seis encontraron trabajo. No es que sean unas grandes cifras, pero grano a grano se hace granero.

 

Julio García, alcalde de Laviana, en el balcón del ayuntamiento.

Julio García, alcalde de Laviana, en el balcón del ayuntamiento.

-¿Hay algún proyecto nuevo que pudiera estar en la mesa después de acabar esta legislatura?

-Bueno, en estas cosas me gusta ser prudente pero si es cierto que hay un proyecto que tiene cabida en el programa de todos los partidos y que fue trasladado al ayuntamiento por el pleno de la infancia.  Ellos nos hablaron de la necesidad de tener unos equipamientos para las edades comprendidas entre los 10 y los 14 años, y la propuesta fue bien vista por los grupos municipales. Por eso creo que con el consenso de todos, este proyecto, que supondría unos equipamientos deportivos y de ocio diferentes, podría salir adelante. Por otra parte, que lo hagamos sería un éxito porque es algo que nos estaban pidiendo.

 

-¿Valoras presentarte a alcalde?

-En estos momentos no. No penaba ser alcalde de Laviana, era algo que no se me había pasado por la cabeza. Yo vine con la idea de echar una mano porque me lo pidió Adrián y de hecho, me lo tuve que pensar bastante. no pensé nunca en la alcaldía. Ahora pienso en ir sacando las cosas día a día y cuando llegué el momento, pues llegará.

Comentarios inactivos en esta noticia